Sábado 08/12/2018

RECIBIMOS DICIEMBRE CON UNA FIESTA “BIEN SUDACA”

La banda mendocina presentó su segundo trabajo de estudio, “El Mal”, en el cine teatro Recreo de Guaymallén. Una noche cargada de emociones, color y baile

Jose Caballero ex PdB
Jose Caballero ex PdB

El cine teatro “Recreo” de Guaymallén fue la sede de un espectáculo bien menduco. Con un gran esfuerzo colaborativo, con mucho banque y un público entusiasta, los “Bien Sudaca” presentaron su segundo trabajo de estudio: “El Mal”. El disco recorre la realidad de un país donde pocos tienen mucho dinero y muchos reciben balas y desidia por parte del Estado. Aun así, existe un lado feliz, porque el pueblo tiene voz, canta, baila y eso se expresó fuertemente el domingo 2 de diciembre.

 

A las 20.30 comenzó a llegar la gente y fue ocupando las butacas del teatro, mientras se proyectaba el arte visual realizado por Nicolás Viñolo que acompaña a los discos de la banda. El público estaba impaciente y comenzó a aplaudir para dar comienzo al show.

 

El primero en pisar el escenario fue José Caballero ex PDB, un rapero que inundó a los presentes con sus letras, mientras se proyectaba su material audiovisual.

 

Las luces se apagaron, las cortinas se cerraron y se escuchó un “ya llegamos” que enloqueció a todes. Los vientos de Fede Schlüter sonaron limpiamente hasta que se abrió el telón y allí estaban los “Sudacas”.

 

Damián "Tomate" Villegas
Damián "Tomate" Villegas

Este nuevo disco es el resultado de un proceso de maduración de la banda en la que se distingue claramente aquel sonido que los identifica. Un sonido que evoca al barrio, a los gritos de les pibes que corren por una calle de tierra, las madres que charlan en las veredas. Aquellas historias que se cuentan mientras une patea su barrio y ve las casitas una junto a la otra, mientras busca un buen par de piedras que sirvan de arco. El show estuvo inundado de esas imágenes que lo hicieron por demás especial.

 

En un teatro casi lleno, la gente se movía en sus asientos al ritmo de la cumbia y el rock latino. Marcos “Clon” Villamarín ya lo decía: “Queremos que terminen todos bailando”.

 

Eze Montero (Alto Karma) y David Ávila
Eze Montero (Alto Karma) y David Ávila

Les musiques invitades estuvieron desde la primera canción. Ezequiel Montero de “Alto Karma”, Leo Al Sol, Matias Gorordo, Ema Rivero de “El Gordo Cañón y la Poxiband” y Cristobal Pithod. Cuando fue el turno de Fernanda Mariel, que participó en el primer disco de Bien Sudaca,“Pal Barrio”, su voz hizo sentir fuerte el pedido por la Ley de Cupo Femenino en los Escenarios, lo cual se llevó una gran ovación por parte de les presentes.

 

El clima iba cada vez en aumento, hasta que se tomó un receso de cinco minutos a la mitad del show. Aquel espacio fue aprovechado con un cuento de Macarena Altamiranda sobre la realidad que se vive en los barrios, donde la vulnerabilidad se utiliza a conveniencia de los que más tienen y, a veces, la soledad no tiene consuelo.

 

Fernanda Mariel y David Ávila
Fernanda Mariel y David Ávila

Al regreso del pequeño descanso, los Sudaca tocaron una bossa acústica y el show continuó con aquellas canciones del disco “Pal Barrio” que todes conocían. Cada vez fue aumentando el ritmo y cada vez la gente se animaba más a bailar. Hacia el final, todes saltaron de sus asientos y fueron ocupando cada vez más espacio para mover sus cuerpos de acuerdo a lo que los “Bien Sudaca” iban marcando. El público pidió una canción más, que bailó y luego estalló en aplausos hacia el final.

 

Los “Sudaca” saludaron y pidieron una foto. Agradecieron al público y pidió por más apoyo a la escena local.

 

Desde “Palabras Macabras” queremos felicitar a “Bien Sudaca” por el trabajo bien logrado del disco “El Mal” en el que se destacan sus letras de crítica social, combinadas con un sonido nostálgico, lleno de sabor y de realidad. Las expresiones artísticas son una herramienta de lucha y agradecemos a los “Sudacas” por darnos canciones con las que nos podemos identificar, cantar conscientes de la verdad que está pasando a nuestro alrededor y bailar para tratar de sacudir las penas, las malas vibras y llenarnos de buenas energías para seguir luchando. 

 

Junto a elles nos animamos a gritar: ¡Vivan las bandas mendocinas!


Escribir comentario

Comentarios: 0

NOTAS RELACIONADAS