Jueves 05/10/2017

CORREAS, EL OBEDIENTE SOLDADO

¿QUIÉN SE COME LA MERIENDA DE LOS CHICOS?

Los dichos desafortunados del Director General de Escuelas mendocino, Jaime Correas, desataron la polémica

Por David Alós

Cómo empezar una nota que tiene por fin decir lo que todos sabemos? ¿Cómo escribir una opinión la cual sé que terminará en la mismísima nada? ¿Qué puedo decir que no profundice esta “grieta”? La cual obviamente no es entre “K’s” y “M’s”, sino que es entre los de arriba y los de abajo. Esta grieta que nos presiona para pisotearnos, para pasarnos por arriba. 

 

Hoy vivimos en el mundo del revés, donde los de arriba juegan a que no saben acerca de nuestra historia y los de abajo luchamos contra un sistema que no acusa recibo y que atrae a gente de abajo para que crea que es de arriba. No puedo evitar escribir desde la indignación, no tengo fuerzas para volver a la imparcialidad, no puedo evitar pensar en cómo están destruyendo todo lo que la buena gente, la buena gente de verdad, la que no roba, la que no se hace rica a costas de otras personas, la que dedica su vida a enseñarle a nuestro pueblo, construye día a día aportando su camionada de arena.

 

Quisiera que recordemos algunas de las declaraciones que construyeron el monstruo implacable que hoy tiene como soldado de choque al impecable hombre con una lucha inclaudicable e histórica por los derechos de los docentes (?) Jaime Correas. Bueno, no es tan así la historia, es más como que él se dedicó más a la comunicación social y desde su posición en el “Diario UNO” mendocino siempre tuvo una mirada amplia y en defensa de los derechos del Docente (?). Bueno ahora sí hablando en serio, quizá al ser amigo de Daniel Vila, y Daniel Vila era amigo de Alfredo Cornejo (o quizá amigo del amigo del Rumpelstiltskin mendocino) le tocó en suerte un puestito en el gobierno. La cuestión es que tenía que rellenar su gabinete porque Alfie no creyó que iba a ganar las elecciones y rellenó con sus amigos los puestos de menor importancia para la gestión, en este caso el de Director General de Escuelas. Lamentable, pero cierto.

 

Volviendo a mi eje, las declaraciones malintencionadas, claro está que en una nota no alcanzó a decirlas todas, pasando por la sorprendente idea de este gobierno que la “Revolución de Mayo” argentina fue en 1816 y no en 1810 como creen todos esos historiadores zopencos que aún no sabemos para qué estudian si no pueden acordarse bien de nuestras fechas patrias, seguramente deben ser docentes. Cómo olvidarse de nombrar la célebre intervención en Tucumán: “Estoy acá tratando de pensar y sentir lo que sentirían ellos en ese momento. Claramente deberían tener angustia de tomar la decisión, querido Rey, de separarse de España”… Mau se estaban independizando, esto era una fiesta, no había angustia viejo, media pila. 

 

Luego, quizá podríamos hablar un poco del ex ministro de Educación y actual candidato a Senador, Esteban Bullrich, quien cree que es algo bueno que los estudiantes aprendan a vivir en la incertidumbre y disfrutarla. Claramente sigue la línea del presidente de la Nación, sentimos angustia de independizarnos pero nos enfiestamos con incertidumbre… ¡GENIAL! Claramente este hombre no quería ser Ministro, pero Mau le dijo “haceme la gauchada, necesitamos un perejil que esté en el ministerio” y Esteban fue… pero se salió con la suya, no se paró como Ministro en ningún momento, sino que se paró siempre como gerente de Recursos Humanos. Y como ellos están acostumbrados a “caer” en estos puestos que no se merecen y saben muy bien que no están preparados, transmiten esa misma idiosincrasia al pueblo argentino, teniendo que bancarnos escuchar a nuestro presidente decir  “aquel que tiene que caer en la escuela pública”, no Señor Macri, nosotros no caemos en la educación pública, nosotros apostamos a la educación pública, los docentes día a día apuestan a una educación pública de calidad y personas como usted hacen lo imposible para que eso no suceda.

 

Personas como Mauricio Macri, Cristina Fernández de Kirchner, Néstor Kirchner, Carlos Menem, Raúl Alfonsín, Jorge Rafael Videla & Cía. son los que aportan y aportaron a que la educación pública argentina cada vez sea peor, no son los docentes. El pueblo tiene que entender que esto es así y tenerlo muy presente, el problema no está en los docentes, el problema está en los que deciden cuál es el camino de nuestra educación, ellos son los culpables. 

Ya hablamos del Dueño de la empresa, también del gerente de Recursos Humanos, ahora podemos hablar si quieren del Gerente Zonal, Alfredo Cornejo. En nuestra provincia, luego de demonizar la lucha docente, impuso el genial “Ítem Aula” por el cual el docente no se puede enfermar, no puede hacer paro, no puede vivir, y debe ir a dar clases con el ánimo derrotado, con sus derechos destruidos, con su dignidad por el piso. Aun así, señor Cornejo, los docentes no se dan por vencidos y luchan todos los días por una mejor educación para nuestros jóvenes sin importar cuánto se esmere usted por destruirla, defenestrarla y empobrecerla. 

 

Y para que no se ofenda nuestro gobernador, también vamos a nombrar otro de sus “Grandes Logros”: el aumento por decreto a los docentes de la provincia, con una inflación que asciende el 40% y un tarifazo que supera el 400%, los salarios de los docentes estatales sólo aumentaron un 17%, y sabe qué señor Cornejo, los docentes siguen yendo a dar clases – no se confunda, no es por el orden que usted pone en la provincia, es por su compromiso con ideales que usted debería tener-, poniendo por encima de todo la educación de nuestros pibes y nuestras pibas, debe estar enojado, lo sé, pero no sé preocupe, no es una cuestión con usted, los docentes saben sobre la lucha inclaudicable desde mucho antes que se creyera el cuento de que podría ser un buen gobernador. Usted solo es un mentiroso de paso más. 

 

Ahora sí, lo que todos esperábamos, el soldado de este monstruo, el señor Jaime Correas, que siempre mete bocados malformados, como decir que el SUTE no tiene representatividad en los docentes, intentando despreciar la elección ganada por el FURS este año en la conducción del Sindicato más grande de la provincia. 

 

Y usted, señor Correas, no paró. No paró porque desde arriba no dejan de felicitarlo por la “excelente gestión” en la DGE, pero lejos está de ser una buena gestión en términos objetivos, lejos está de ser una gestión transparente y de buena fe. Para este hombre, no solo el SUTE no representa a los docentes de la provincia, no solo los docentes son unos vagos que no quieren ir a trabajar, no solo los docentes son los culpables de la situación “deplorable” en la que se encuentra la educación pública, sino que también son chorros, ladrones. Pero no cualquier ladrón, ese ladrón despreciable que le roba al que menos tiene. Usted no tiene límites en su perversidad, usted es una persona vil, ruin, nociva para la sociedad. A usted deberían exiliarlo al medio de “El Impenetrable” y dejarlo ahí. Cómo le da el estómago, sabiendo que si las escuelas no tienen alimento es culpa de usted y del proyecto que apoya, para decir “en algunas escuelas bajamos la ración -alimentaria- porque se la comían los docentes”. Me quedo sin palabras. 

 

Señor Correas, le pido por favor, renuncie, váyase, siga trabajando en el Diario UNO con sus opiniones mediocres, usted es y será un mediocre. Un periodista mediocre, una persona mediocre, y un terrible Director General de Escuelas. Renuncie Correas, hágase un favor y hágales el favor al pueblo, pero sobre todo a los estudiantes mendocinos, RENUNCIE.


Escribir comentario

Comentarios: 0

NOTAS RELACIONADAS